domingo, 23 de agosto de 2015

Horizonte sin término


El filósofo Nietzsche decía que la verdad es un fardo insoportable. Pero es porque al no saber amar, no entiende la felicidad de la Providencia. No deja cabida a la sorpresa de ser "predilectos" de Dios. ¡Hijos!

La verdad no es el desvelamiento de un ser mastodóntico, monolítico. Eso sí que es un fardo.

Lo más propio de la verdad es la apertura de un horizonte sin término.

El Ser nos guarda maravillas insospechadas. Es una fuente eterna.

Aceptar la verdad no significa someterse a algo externo que se nos impone. La verdad libera, no esclaviza; abre a la trascendencia, no cierra posibilidades.

La verdad despierta el amor y nos hace creativos. Agustín de Hipona lo expresó bien: ama y haz lo que quieras.

La verdad no es el término de un camino, sino la fuente de inspiración para que la persona desarrolle su libertad

(Del 24 al 28 de agosto estaré en San Rafael del Norte. Jinotega, predicando el retiro anual a los sacerdotes de esa diócesis)

sábado, 22 de agosto de 2015

Reina de todo lo creado


"Elevada al Cielo, es Madre y Reina de todo lo creado. En su cuerpo glorificado, junto con Cristo resucitado, parte de la creación alcanzó toda la plenitud de su hermosura. Ella no sólo guarda en su corazón toda la vida de Jesús, que 'conservaba' cuidadosamente, sino que también comprende ahora el sentido de todas las cosas. Por eso podemos pedirle que nos ayude a mirar este mundo con ojos más sabios" (Laudato Si 241)

Mirar con ojos más sabios. ¡Buena petición a la Virgen cuando estamos celebrando la fiesta de Santa María Reina!

(Las fotos me las proporciona el Padre Miguel Toruño. Que además las firma... ¡Buena fórmula...apropiarse de la Señora!)

viernes, 21 de agosto de 2015

Camarín


Hoy hace 35 años que celebré mi Primera Misa Solemne en el Santuario de Nuestra Señora de la Fuensanta.

Esta mañana he recordado las últimas palabras del Himno a la Patrona de Murcia:

"Oración que sube al cielo pasa por tu Camarín"

Desde aquel 21 de agosto de 1980 estoy seguro que así ha sido.

En la foto el precioso retablo que enmarca el Camarín de la Fuensantica. A cada lado, ampliadas, las escenas de dicho retablo.


jueves, 20 de agosto de 2015

Construcción de la santidad


Antes de construir un edificio, es preciso asegurarse de las condiciones del terreno, realizar estudios de viabilidad, nombrar un arquitecto, organizar la financiación, anunciar la oferta, elegir la empresa constructora. Sólo entonces se inician los trabajos: cimientos, muros, tejados. desagües... Llega un día en el que se puede decir: "La casa está terminada".

En la construcción de la santidad personal y de las virtudes que le son propias, no sucede lo mismo. Este es un edificio en continua construcción, algo así como la Torre Eiffel, cuyas piezas se cambian sin descanso, una tras otra, un día y otro, a lo largo de los años.

La Torre actual no conserva un solo perno de aquella de 1889.


miércoles, 19 de agosto de 2015

Intensamente


Que importante es la educación de los sentimientos.

Es preciso integrar los deseos en la perspectiva del bien global de la persona.

Cuando la afectividad está bien orientada, conforme con la verdad personal, favorece el don de sí intensamente.

martes, 18 de agosto de 2015

Múhan


El pasado domingo hice un viaje con Juancho hasta Múhan, en el departamento de Chontales.

En el mapa de Google se puede ver el recorrido desde Managua, primero bordeando el lago de Managua (Xolotlan) y por el norte del lago de Nicaragua (Cocibolca) adentrándonos en todo el paisaje verde intenso de Chontales: Juigalpa, Santo Tomás, Villa Sandino...

El día anterior vimos la película "Mundo Jurásico" y se nos antojaba que íbamos en la cápsula que recorre ese gran parque. En cualquier momento podría salir un dinosaurio tras alguna colina.

En Juigalpa nos atendió muy bien la familia de Edwin, seminarista que marcha dentro de unos días para el Seminario Internacional Bidasoa, en Pamplona (España)

El final del trayecto, más de 200 km, era Múhan. Allí tomaba posesión de la parroquia el P. Ronald, conocido en este blog. Sustituye al P. Félix Pedro que también marcha a continuar sus estudios eclesiásticos a la Universidad de Navarra.

En Múhan se encuentra el Seminario menor de la Diócesis de Juigalpa, del que también se hará cargo como rector el P. Ronald.


                                        Con el P. Ronald, poco antes de su toma de posesión


                                                   En el Seminario menor de Múhan.

viernes, 14 de agosto de 2015

Dormición y Asunción de la Virgen


Los últimos años de María sobre la tierra han permanecido envueltos en una neblina tan espesa que casi no es posible entreverlos con la mirada, y mucho menos penetrarlos.
La Escritura calla, y la Tradición nos hace llegar solamente ecos lejanos e inciertos.

Es cosa clara que vivió, sin duda alguna, junto a san Juan, pues había sido confiada a sus cuidados filiales. Y san Juan, en los años que siguieron a Pentecostés, moró habitualmente en Jerusalén; allí lo hallamos constantemente al lado de san Pedro. En la época del viaje de san Pablo, en vísperas del Concilio de Jerusalén, hacia el año 50, el discípulo amado figura entre las columnas de la Iglesia. Si María estaba aún a su lado, debería rondar los 70 años, como afirman algunas tradiciones: la edad en que la Sagrada Escritura cifra la madurez de la vida humana.

Pero el puesto de María estaba en el Cielo, donde su Hijo la esperaba. Y así, un día que permanece desconocido para nosotros, Jesús se la llevó consigo a la gloria celestial

Los escritos de los Padres y escritores sagrados, sobre todo a partir de los siglos IV y V, refieren detalles sobre la Dormición y la Asunción de la Virgen basados en algunos relatos que se remontan al siglo II. Según estas tradiciones, cuando María estaba a punto de abandonar este mundo, todos los Apóstoles -excepto Santiago el Mayor, que había sufrido martirio, y Tomás, que se hallaba en la India- se congregaron en Jerusalén para acompañarla en sus últimos momentos. Y una tarde serena y blanca cerraron sus ojos y depositaron su cuerpo en un sepulcro. A los pocos días, cuando Tomás, llegado con retraso (siempre llega tarde Tomás) insistió en ver el cuerpo de la Virgen, encontraron la tumba vacía, mientras se escuchaban cantos celestiales.

Al margen de los elementos de verdad contenidos en estas narraciones, lo que es absolutamente cierto es que la Virgen María, por un privilegio especial de Dios Omnipotente, no experimentó la corrupción: su cuerpo glorificado por la Santísima Trinidad, fue unido al alma, y María fue asunta al cielo, donde reina viva y gloriosa junto a Jesús, para glorificar a Dios e interceder por nosotros.
En Nicaragua, como en otros lugares, cuando uno tiene grandes deseos de contar cosas a los familiares, amigos colegas...y no hay tiempo, trata de resumir anteponiendo ese "para no hacerte largo el cuento". Pero ni así...