lunes, 25 de julio de 2016

Santiago Apóstol


"SANTIAGO ZEBEDEO desembarco en Cartagena, Año de 36 del Señor y Amanecio en ella para toda España la luz del Sº Ebangelio"

Pues que siempre tan amado
fuiste de nuestro Señor,
Santiago, apóstol sagrado,
sé hoy nuestro protector.

sábado, 23 de julio de 2016

Dios perdona


En un país con pocos creyentes, durante unas clases del idioma local para extranjeros, la profesora preguntó a un alumno cristiano:

- ¿Qué hace Dios? , mientras señalaba en el diccionario la palabra castiga.

Aquel estudiante se vio metido en un apuro, porque aunque la afirmación de la profesora le parecía injusta, no tenía la suficiente soltura para dar muchas explicaciones. Con todo, y para sorpresa de los presentes en el aula, consiguió dar con la palabra:

- Dios perdona.

(En la foto los confesonarios esperando para la Jornada Mundial de la Juventud en Cracovia, dentro de muy pocos días)

jueves, 21 de julio de 2016

Montefalco


Montefalco, una antigua Hacienda en el Estado de Morelos (México) que allá por los años cincuenta fue transformada en una Casa de Retiros Espirituales y Convivencias con mucho trabajo y mucha fe. Y que dio lugar a estas palabras de San Josemaría cuando visitó ese centro en 1970:

"Montefalco es una locura de amor de Dios. Suelo decir que la pedagogía del Opus Dei se resume en dos afirmaciones: obrar con sentido común y obrar con sentido sobrenatural. En esta casa, don Pedro y mis hijas e hijos mexicanos, no han obrado más que con sentido sobrenatural. Recibir con alegría un montón de ruinas...humanamente es absurdo... Pero habéis pensado en las almas, y habéis hecho realidad una maravilla de amor. Dios os bendiga"

Pues estos días hemos recibido en Villa Fontana, desde Montefalco, unos saludos y unas fotos del P. Alejandro Zubieta, que fuera capellán de nuestra residencia.
Dice que se acuerda de Nicaragua cada vez que pasa por delante de un armario vitrina, donde se guarda un azulejo en el que se lee, artísticamente:

"Al cielo causa alegría el decir Ave María"


Por algo será...

martes, 19 de julio de 2016

Test de las 5: Paloma García Ovejero


Recientemente nombrada vicedirectora de la Oficina de Prensa del Vaticano, pienso que el contertulio de Paloma en el test de las 5 no se aparta de los temas de siempre cuando le pregunta:

1. ¿Un lugar?
¿Encargarse de comunicar información vaticana es una tarea muy dura?

-¡Es una tarea imposible! pero yo no he buscado este trabajo. Me lo ha confiado dios a través del Papa, así que el problema es fundamentalmente de ellos, que me tienen que dar las fuerzas necesarias para poder llevarlo a cabo. Cuando mis padres se enteraron de mi nombramiento me dijeron: 'sé amable y humilde con todo el mundo, el resto lo hace Dios'. Creo que tienen razón, así que eso es exactamente lo que haré.

2. ¿Un personaje?
¿Aceptó a ciegas el cargo?

- Eso es. Haría lo que me pidiera el Papa, fuera lo que fuera. Si el Papa me pide que friegue los suelos del Vaticano o que ponga la bandera vaticana en el polo Norte, lo haría sin dudarlo un segundo. De hecho, ya me tomaba como un servicio a la Iglesia mi trabajo como periodista de la Cope, la radio de los obispos españoles. Ahora se trata sólo de cambiar de sombrero, de seguir prestando servicio desde otro lado. Considero a la Iglesia como mi madre, y a mí lo único que me importa es poder estar activa en la Iglesia, de un modo o de otro pero activa.

3. ¿Un sueño?
¿Es necesario ser creyente para trabajar en la oficina de prensa del Vaticano?

- Sí, creo que es necesario estar en sintonía y comunión con el Papa. Otra cosa es ser periodista: he conocido a magníficos periodistas que cubren la información vaticana sin ser creyentes. Pero sin ser creyentes, y según mi experiencia, los grandes maestros del periodismo son todos ellos buenas personas y grandes curiosos que buscan la verdad.
El mensaje del Papa yo creo que no apela a la inteligencia ni a la lógica racional. Nosotros 'vendemos' un acontecimiento: la muerte y resurrección de Cristo. Y para transmitir eso necesitas haberlo experimentado en tu propia vida. Si no, es muy difícil transmitir la fe. Para poder ser transmisores del mensaje del Papa desde dentro creo que sí, que es necesario ser creyente. Y yo creo que la verdad es Cristo.

4. ¿Un descubrimiento?
¿Qué se siente haciendo historia?

- No quiero ni pronunciar esa palabra... No, yo no hago historia. Historia la hacen los que salvan a los refugiados en el mar, las madres que sacan adelante a sus familias en medio de dificultades, los que promueven activamente la paz, los que renuncian a cosas para ayudar a otros...

5. ¿Un consejo?
¿Y cómo se siente una mujer en un mundo tan masculino como el de la Santa Sede, donde los hombres copan los puestos de poder y las mujeres se ven relegadas a posiciones secundarias?

- La jefa de la Iglesia es una mujer: la Virgen María. Las primeras en anunciar la resurrección de Cristo fueron las mujeres que encontraron su tumba vacía. La Iglesia está llena de mujeres gigantescas. Lo único que no podemos ser las mujeres es sacerdotes. Fue Jesucristo el que tomó esa decisión, tendría que preguntarle a Él el por qué. Pero excepto ser sacerdotes podemos hacer todo lo demás, y de hecho el Papa Francisco nos pide que lo hagamos.
Y si pregunta por el hecho de al no ser ordenadas sacerdotes se cierra el acceso al poder... Depende de cómo se interprete lo que es el poder. Los cardenales llevan birreta roja porque están dispuestos a dar su sangre por el Papa, quien a su vez es el vicario de Cristo en la tierra. Estamos todos al servicio del mismo jefe: Jesucristo.
Y le recuerdo que los Evangelios dicen que los últimos serán los primeros.

(Portavoces de la comunicación eclesial, de mayor a menor rango: la Virgen María, el Papa Francisco, Greg Burke y Paloma García Ovejero)

lunes, 18 de julio de 2016

Gente que vibra


Copio de "Ser Persona" la cita larga -perdón- del famoso escritor, pues me da que expresa literariamente lo que supone en lo humano la formación que se adquiere siguiendo y estando con Cristo:

"Me gusta la gente que vibra, que no hay que empujarla, que no hay que decirle que haga las cosas, sino que sabe lo que hay que hacer y que lo hace. La gente que cultiva sus sueños hasta que esos sueños se apoderan de su propia realidad.

Me gusta la gente con capacidad para asumir las consecuencias de sus acciones, la gente que arriesga lo cierto por lo incierto para ir detrás de un sueño, quien se permite huir de los consejos sensatos dejando las soluciones en manos de nuestro Padre Dios.

Me gusta la gente que es justa con su gente y consigo misma, la gente que agradece el nuevo día, las cosas buenas que existen en su vida, que vive cada hora con buen ánimo dando lo mejor de sí, agradecido de estar vivo, de poder regalar sonrisas, de ofrecer sus manos y ayudar generosamente sin esperar nada a cambio.

Me gusta la gente capaz de criticarme constructivamente y de frente, pero sin lastimarme ni herirme. La gente que tiene tacto.

Me gusta la gente que sabe la importancia de la alegría y la predica. La gente que mediante bromas nos enseña a concebir la vida con humor.

Me gusta la gente sincera y franca, capaz de oponerse con argumentos razonables a las decisiones de cualquiera.

Me gusta la gente fiel y persistente, que no desfallece cuando de alcanzar objetivos e ideas se trata.

Me gusta la gente con criterio, la que no se avergüenza en reconocer que se equivocó o que no sabe algo. La gente que, al aceptar sus errores, se esfuerza genuinamente por no volver a cometerlos. la gente que lucha contra adversidades.

Me gusta la gente que busca soluciones"

sábado, 16 de julio de 2016

Mari Carmen


La Virgen del Carmen es la Patrona del mar y de los marineros y navegantes, (también de los de internet).

Es una advocación muy extendida por España e Italia. Y esta devoción no es una tradición en marea baja: el nombre de "Mari Carmen" es el nombre de mujer más extendido en España actualmente.

En América Latina la devoción a la Virgen del Carmen es un mar con orillas, pero sin limites: es Reina y Patrona de Chile, Patrona de Colombia, Alcaldesa Perpetua de Lima (Perú), Patrona del Ejército de Venezuela, y referencia mariana constante en Costa Rica, NICARAGUA, Guatemala, México, Panamá, Puerto Rico...

No sabía que sor Lucia, una de las videntes de Fátima, recordaba que, en la última aparición de la Virgen en octubre de 1917 "María apareció con el hábito carmelita y el escapulario en la mano, y recordó que sus verdaderos hijos lo llevaran con reverencia"

Este regalo de la Virgen -el escapulario- empezó siendo sólo para los religiosos, y poco a poco se fue extendiendo también entre los laicos. Según san Alfonso María de Ligorio, "así como los hombres se enorgullecen de que otros usen su uniforme, así Nuestra Señora Madre María está satisfecha cuando sus servidores usan su escapulario como prueba de que se han dedicado a su servicio y son miembros de la la familia de la Madre de Dios"


El beato Papa Gregorio X, coetáneo a las apariciones de aquel 16 de julio de hace 765 años, fue enterrado con su escapulario y 600 años después, cuando abrieron su tumba, el objeto de devoción mariana estaba intacto. Algo similar le sucedió a san Alfonso María de Ligorio. San Juan Bosco, san Pedro Claver y san Juan Pablo II son otros santos que asumieron públicamente la tradición del escapulario de Nuestra Señora del Carmen en vida y hoy están en los altares.

El punto 500 de Camino  resume esta tradición cristiana consolidada: "Lleva sobre tu pecho el santo escapulario del Carmen. -Pocas devociones -hay muchas y muy buenas devociones marianas- tienen tanto arraigo entre los fieles, y tantas bendiciones de los Pontífices". En este sencillo consejo que se encuentra justo en el ecuador del libro más difundido de san Josemaría, se recoge la experiencia propia del fundador del Opus Dei, que llevó el escapulario toda su vida y habló de él, como una expresión de su particular amor por la Virgen María.

miércoles, 13 de julio de 2016

San Enrique. Después de seis


Una anécdota del Emperador de Alemania, Italia y Polonia, Enrique:

"Después de seis"

La mamá de Enrique lo confió desde muy jovencito bajo la dirección de otro gran personaje, san Wolfgan, obispo de Ratisbona, el cual lo educó de la mejor manera que le fue posible.

Al poco tiempo de haberse muerto su gran maestro, san Wolfgan, vio Enrique que se le aparecía en sueños y escribía en una pared esta frase: "Después de seis".

Él se imaginó que le avisaban que dentro de seis días iba a morir y se dedicó con todo su fervor a prepararse a bien morir. Pero pasaron los seis días y no se murió.

Entonces creyó que eran seis meses los que le faltaban de vida, y dedicó ese tiempo a lecturas espirituales, oraciones, limosnas a los pobres, obras buenas a favor de los más necesitados y cumplimiento exacto de su deber de cada día. Pero a los seis meses tampoco se murió.

Se imaginó que el plazo que le habían anunciado eran seis años, y durante ese tiempo se dedicó con mayor fervor  a sus prácticas de piedad, a obras de caridad y a instruirse para ejercer lo mejor posible sus oficios.

Y a los seis años... lo que le llegó no fue la muerte sino el nombramiento de Emperador. Ese aviso le sirvió muchísimo para prepararse sumamente bien para ejercer tan alto cargo.

(En la foto, Bamberg, en Alemania, obispado fundado por San Enrique)
En Nicaragua, como en otros lugares, cuando uno tiene grandes deseos de contar cosas a los familiares, amigos colegas...y no hay tiempo, trata de resumir anteponiendo ese "para no hacerte largo el cuento". Pero ni así...